Sin dudas ha sido una muy mala noticia la baja de Suárez de cara a la próxima doble fecha de la eliminatoria. De todas maneras, en 24 horas no paramos de escuchar comentarios negativos que dan por sentado que sin él no podemos lograr un punto, mucho menos ganar un partido.

Es hora de dejar de pensar en Suárez como el salvador y preocuparse por mejorar el funcionamiento de un equipo que pueda obtener puntos más allá de cómo se pare en la cancha o quiénes sean sus protagonistas.

Porque hoy hay dos hechos objetivos que muchos en 24 horas están pasando por alto:

  1. En estas eliminatorias con Suárez (9) ganamos 4 partidos y obtuvimos el 51,8% de los puntos en juego en tanto que SIN él (5) ganamos 3 partidos logrando el 60%.
  2. Si querés ir al mundial tenés que ganarle, con o sin Luis, mínimo a los equipos que no van a ir y están por debajo tuyo en la tabla; y eso, no lo estamos haciendo. Ver abajo.

Entonces, es una lástima que uno de los mejores delanteros del mundo no pueda estar, sobre todo contra Paraguay, en un partido ideal para el juego de Uruguay y el propio Suárez (explotando el contragolpe, pase largo y una defensa bien posicional).

Pero las lesiones, como las suspensiones, están a la orden del día y hay que estar preparado para afrontarlas y superarlas. Nosotros supimos hacerlo en 2015, desde entonces no.

Quiero decir que la clasificación (o no) no será producto de esta baja de Suárez contra Argentina y Paraguay.

Uruguay en el último tiempo (con Suarez) ha dejado pasar oportunidades que hoy ya le habrían posibilitado estar clasificado a Rusia 2018.

Desde noviembre 2016 a octubre 2017 habremos jugado 6 partidos contra 5 rivales que estaban, están y estarán por debajo nuestro en la clasificación.

Y como decía, si tenés aspiraciones de ir al mundial al menos debes ganarle a ésos países; pero lamentablemente, con dos ya hemos perdido. Cuidado!

Uruguay jugó contra Chile al cual le empezó ganando; de vencerlo quedábamos a 1 punto de la clasificación y dejábamos a los trasandinos sin chances de poder alcanzarnos. Perdimos!

Luego llegó Brasil. Le empezamos ganando lo cual hubiera significado quedar a un punto de ellos en el tope de la tabla. Perdimos!

Nos fuimos a Perú que estaba en el sótano. También nos adelantamos en el marcador; quedábamos otra vez a un punto del mundial y eliminábamos ahí mismo a los incaicos. Perdimos!

Ahora vienen Argentina, Venezuela y Bolivia; todos por debajo nuestro y los últimos dos eliminados.

Entonces cuidado! A no colgarse de Suárez; la clasificación depende de todos. No dejemos pasar más trenes y subamos rápido al que va directo a Rusia.

Anuncios